¿Por qué no me aprueban los prestamos?

Anonimo / hace un año / 63 Comentarios

Si pediste un crédito en un banco y te rechazaron es bueno que conozcas un poco cómo funciona el sistema financiero. Pedir préstamos hoy en día parece ser un lujo para algunos y algo inaccesible para la mayoría de los argentinos. Sin embargo existen opciones online que se ajustan a tus necesidades.

No son pocos los que fueron a la sucursal del banco donde son clientes con una gran cantidad de papeles y documentos para pedir un crédito tras ver en una publicidad los nuevos servicios o productos de la entidad. Entusiasmados llegaron al escritorio del profesional o agente de cuenta y quisieron saber todo sobre los prestamos.

Querían comprar una casa, cambiar el auto, abrir un negocio o irse de vacaciones a Brasil. Tras esperar a que los atiendan (según la época del año o el momento del día podemos estar más de una hora sentados con el número en la mano), hablar con el ejecutivo y mostrar todos los papeles la mayoría de ellos salieron cabizbajos, resignados y preocupados: no les habían aprobado la solicitud.

Es muy importante saber que los bancos otorgan créditos personales o hipotecarios según el nivel de riesgo que el cliente representa. Esto quiere decir que si para ellos vos sos “altamente riesgoso” no te van a dar ninguno de los prestamos que tienen disponibles. Si por el contrario estás en el grupo de “bajo riesgo” te van a comunicar cuáles son las opciones a tu alcance.

Préstamos: cuándo el riesgo te marca

Hay diferentes factores que influyen al momento de aprobar una solicitud de crédito. En primer lugar el historial crediticio o como se llama popularmente “estar o no estar en el veraz”. Si piden un informe con tu número de documento y no aparece ninguna deuda entonces sumás puntos. Pero si hay un saldo impago o alguna “mancha” que les haga saltar la alarma te van a decir “su solicitud no fue aprobada”. Para evitar este mal trago te recomendamos que pidas un informe de Veraz en un locutorio o un contador (es barato y te ahorrás la fea situación de ser rechazado en vivo y en directo).

En realidad no se trata únicamente de que el historial esté en blanco (de esta forma el banco puede pensar qué tipo de pagador sos) sino de demostrar que sos un cliente responsable y que cancelás tus deudas a tiempo.

Por otra parte la entidad se fija en tus ingresos mensuales. Esto también puede dejarte fuera de los prestamos. Con tener un historial inmaculado no es suficiente. Uno de los principales problemas de los argentinos hoy en día es que no llegan al mínimo exigido para un crédito. Si tenemos recibo de sueldo quizás sea más fácil que si somos monotributistas o autónomos pero aún así es necesario cobrar bastante para que nos otorguen esta financiación.

En algunos casos los bancos también tienen en cuenta la cantidad de movimientos que hacen los clientes con sus cuentas (cajas de ahorro) o con sus tarjetas de crédito, porque quiere decir que tienen los medios para pagar.

Si no cumplís con estos requisitos no te preocupés porque hay una alternativa más que interesante: los préstamos online. Aunque en el país todavía somos un poco reticentes a pedir plata por internet o a dar datos personales desde el celular lo cierto es que cada vez son más los que aprovechan la tecnología para costear tus gastos excepcionales, urgentes o imprevistos.

No esperes a cobrar el aguinaldo o a recibir un aumento de sueldo. Podés tener el efectivo que necesitás en el acto.

Comentarios

No se encontraron comentarios.